Coaching transpersonal


Cursos de reiki, registros akáshicos, tarot y astrología kármica.

Cartas astrales, lecturas de tarot, lecturas de Registros Akáshicos, regresiones, maestra terapeuta reiki.


shandromeda@yahoo.es
Twitter: @Shandromeda27
Facebook: www.facebook.com/luzdeandromeda72

jueves, 28 de abril de 2011

El gran guerrero: un cuento zen

"Una vez vivió un gran guerrero.

Aunque bastante viejo, aún podía derrotar a cualquier retador.

Su reputación se extendió a lo largo y ancho del país, y muchos estudiantes se reunieron para estudiar con él.

Un día, un infame joven guerrero llegó a la aldea.

Estaba determinado a ser el primer hombre en derrotar al gran maestro.

Junto con su fuerza, tenía una inexplicable habilidad de percibir y explotar cualquier debilidad en un adversario.

Esperaba a que su rival hiciera el primer movimiento, revelando su punto débil, y después golpeaba con una despiadada fuerza y a una velocidad de relámpago.

Nunca nadie había durado en un combate con el guerrero más allá del primer movimiento.

Muy en contra del consejo de sus preocupados estudiantes, el viejo maestro aceptó con mucho gusto el desafío del joven guerrero.

Cuando los dos estuvieron en guardia para la lucha, el joven guerrero comenzó a lanzar insultos al viejo maestro.

Tiró mugre y escupitajos en su cara.

Por horas lo atacó verbalmente con cada maldición e insulto conocido por los hombres.

Pero el viejo guerrero simplemente estaba parado allí, inmóvil y tranquilo.

Finalmente, el joven guerrero se agotó.

Sabiendo que había sido derrotado, se marchó, sintiéndose avergonzado.

Algo decepcionados porque no luchó con el insolente joven, los estudiantes se reunieron alrededor del viejo maestro y le preguntaron:

“¿Cómo pudo usted aguantar tal indignidad? ¿Cómo lo alejó?”.

El maestro respondió:

“Si alguien viene a darles un regalo y ustedes no lo reciben , ¿a quién pertenece el regalo?”.

“Si alguien los insulta y ustedes no reciben esos insultos, ¿ a quién pertenecen los insultos ?
”.

martes, 26 de abril de 2011

La paloma: un símbolo universal

Hola, queridos y queridas.., volviendo de mi primer día de curso (interesantísimo, por cierto) he atravesado varios jardines, y he visto varias bandadas de palomas de todas las clases, apostadas en las ramas de los árboles más altos.

Así que hoy he decidido escribir sobre el significado de las palomas: un símbolo que se encuentra en muchísimas culturas de todo el planeta.

La paz, simbolizada por una paloma blanca que lleva una rama de olivo en el pico, es un símbolo que tiene un origen milenario, pero que está íntimamente ligado a la cultura judeo cristiana. Poca gente sabe, por ejemplo, que las palomas blancas estaban dedicadas a la diosa griega Minerva, además de la lechuza.., y que significaban la renovación de la vida. En el Viejo Testamento, Noé lanza una paloma blanca con el fin de encontrar tierra tras la inundación, y cuando aquélla regresa con una rama de olivo en el pico, se entiende que el diluvio había acabado, y que Dios está de nuevo con la raza humana.

Por un lado, la paloma simboliza la verdad y la fe. Es también un símbolo universal de la inocencia. Según las leyendas, tanto el diablo como las brujas pueden transformarse en cualquier animal, menos en una paloma. Aún en el antiguo Japón, la paloma era una animal sagrado para Hachiman, el dios de la guerra, pero en esta cultura, es una paloma portando una espada la que anuncia el fin de los conflictos.

Los nativos americanos creen que el arrullo de las palomas puede atraer la lluvia de los cielos... De hecho, la aparición de la paloma anunciaba las lluvias por venir. Otras culturas, como los antiguos celtas, los pictos o los galos, creían que la voz de la paloma era más bien un anuncio de los espíritus. Cuando se escuchaba este sonido, se pensaba que pasaba sobre la tierra un alma liberada de su cuerpo, pero ya en paz.

Los eslavos creían que las palomas llevaban las almas de sus difuntos al Cielo... Para el folcklore gitano son gentiles y dulces mensajeros del reino de los espíritus. Para los cristianos es también un símbolo de Divinidad, puesto que se asocia con Cristo. Según otra tradición cristiana más antigua, la paloma es un símbolo de la madre, específicamente la Virgen María. Además, en el Nuevo Testamento, el Espíritu Santo desciende desde los cielos con apariencia de paloma sobre Jesucristo, en el momento en que éste es bautizado.

En Roma, la paloma estaba consagrada a Venus, que la llevaba en la mano y la ataba a su carro, según Apuleyo. Eliano añade que algunas veces la diosa se transformaba ella misma en paloma, por lo que estaba privado a sus sacerdotes el comerlas. Homero cuenta cómo unas palomas se tomaron el cuidado de alimentar al mismo Júpiter. Los habitantes de Ascalón tenían un gran respeto por estas aves, en las que creían transformarse después de muertos, no atreviéndose a comer ni matar ninguna por el temor a engullir a sus propios padres; y alimentaban con particular cuidado a todas las palomas que nacían en la ciudad.

Estas aves también eran tenidas en gran respeto entre los asirios, porque creían que el alma de su reina Semíramis había ascendido al cielo en forma de paloma. Sófocles, por su parte, contaba que algunas palomas de la floresta de Dodona anunciaron al héroe Hércules el final de sus días.

La paloma en vuelo es, en la iconografía cristiana, el Espíritu Santo, emanación del Poder de Dios, y representación de la Tercera Persona de la Trinidad cristiana. El origen de esta imagen es, en parte, porque se dice que la paloma no tiene hiel (bilis=amargura, disgusto, aflicción) y, por tanto, se trata de un animal puro, representando así al Espíritu que invade el alma de los profetas, marcándoles el camino. Es la Palabra que se encarna en el hombre.

El color blanco de algunas palomas, al igual que en el caso del cisne, les ha vinculado a la luz y al sol. Es como la iluminación que nos lleva el alma, el conocimiento que se revela ante nuestros ojos. Son también mensajeras del amor, el inicio de la transmutación del alma, y un símbolo de paz entre todos los pueblos. Ver dos palomas arrullarse significa amor correspondido, y verlas bañarse en una fuente es señal de cambio; pero si una paloma entra en casa es señal de mala suerte, si se posa en una mesa indica enfermedad, y si lo hace sobre una cama, implica muerte.

¡Besotes!

lunes, 25 de abril de 2011

Riñones: el depósito de las emociones


¡Hola de nuevo, amigos! Aquí vuelvo a encontrarme con vosotros, después de la Semana Santa, para hablaros un poco sobre reiki... También quiero comentaros que, a partir de ahora, escribiré en el blog preferentemente por las tardes, o a primera hora de la mañana, ya que empiezo un curso de gestión de herramientas informáticas para la documentación, y estaré algo liadilla.

En fin: durante una gran cantidad de tratamientos de reiki, me he encontrado en mis pacientes con problemas en los riñones... Ya decía mi maestro Daniel que estos dos órganos con aspecto de judía gorda son el receptáculo de las emociones. Según algunos autores, los riñones representan nuestra relación con los demás, como muchos de los otros órganos pares. Es decir: los riñones, arquetípicamente, representan nuestra relación con los semejantes.

Así pues los desequilibrios de relación, como los problemas con nuestra pareja primaria, se reflejan muchísimo en los riñones.., pero también los desequilibrios en nuestras energías masculinas y femeninas internas. Además, los riñones se relacionan con la producción de glóbulos rojos, que indican su función como generadores de amor a través de nuestro ser. Si una persona está teniendo dificultades en sus relaciones, reprimiendo ira o miedo, o perdiendo el equilibrio en su vida, tus riñones van a ser uno de los órganos más afectados.

Justo por encima de nuestros riñones se encuentran las glándulas adrenales, que producen la famosa adrenalina (una sustancia que se libera en respuesta al miedo). Precisamente, en la
medicina china, los riñones son llamados "el asiento del miedo". Los problemas de riñón a menudo esconden un profundo miedo a la conexión en las relaciones, ya sea por medio de dolor no expresado o de inseguridad emocional. Según se explica perfectamente en el conocido y recomendable libro "La enfermedad como camino", de Thorwald Dethlefsen y Rudiger Dahlke, los problemas de los riñones no tratan tanto de los problemas en una relación sexual como de la capacidad para relacionarse con sus semejantes en general.

Según los chinos, lo que más daña a nuestros riñones es la negatividad. Cuando criticamos al mundo, por ejemplo, dañamos la integridad de estos magníficos órganos, de forma peor, incluso, que una mala alimentación. Esto ocurre porque una persona negativa genera corticosteroides en las glándulas adrenales, que es una sustancia que produce un grave daño en nuestro organismo. Curiosamente, eso es causa, también, de las canas :-)

El estrés es un desacuerdo con la vida, con la realidad; los yoguis no tienen un término equivalente para esta palabra, que no existe en su concepción vital. Además, los riñones están energéticamente ligados a los pulmones, y eso significa que nuestra respiración afecta a la manera en la que funcionan. De hecho, una respiración corta y superficial puede debilitarlos, y una respiración larga y rítmica los fortalece.

La medicina china dice que los riñones contienen la puerta de la vitalidad, y son la fuente del yin-yang para todo el cuerpo, y gobiernan la maduración y el crecimiento. Producen distintas habilidades, y son el hogar de la voluntad. Mantienen la esencia del Ser, gobiernan los huesos y los dientes, se abren hacia los oídos, y se manifiestan en la cabeza.

Así que amigos, cuidar los riñones y sobre todo, prestar un poco de atención a nuestras emociones en relación al mundo y a los demás, es y será siempre una muy buena idea. Hay que acostumbrarnos a identificar en la vida lo que es bueno para nosotros, y lo que es potencialmente peligroso. El estrés puede ser un gran aliado cuando aprendemos a darnos cuenta de lo que los riñones nos quieren decir.

¡Besotes!

miércoles, 20 de abril de 2011

Horóscopos y varitas: la simbología oculta de Harry Potter

"Verde crece el acebo,
como verde crece la hiedra.
¡El dios de la vida no puede morir!
¡Esperanza! dice el acebo
".
-----------------------------
Buceando por la Red hoy, me he encontrado con algo curioso, que no había tenido en cuenta antes. Resulta que en la célebre serie de libros del archiconocido mago adolescente, Harry Potter, al parecer se esconde una sabiduría esotérica que no muchos conocen. Estaba yo reflexionando sobre el árbol celta que se me asocia siempre, independientemente de la fecha de mi nacimiento, por mis características personales (cosas que ya me han dicho varios chamanes, brujos y otras personas no relacionadas entre sí). Este árbol es el acebo.., y resulta que es el mismo que entrega la madera de la varita mágica del Potter en el primer borrador del texto, y esto sí que no lo sabía.

Pues sí, amigos: parece claro que, para los celtas, el acebo contaba con una poderosa energía masculina, proyectiva y de fuego. No asustarse: aunque servidora sea una mujer, eso no tiene nada que ver. Me inflamo con facilidad, y es debido precisamente a la naturaleza de mi carácter que, como el del acebo, otorga un vínculo directo con la energía divina. Como pasa con el signo de Aries, sin ir más lejos: ése que siempre ha sido mi más fiel compañero, y mi más temible adversario.., hasta que comprendí qué quería decirme y por qué me peleaba tanto y tan implacablemente con él.

Según la tradición europea, el acebo (cuyo nombre, "holly", deriva de "holy", "sagrado") repele el mal. Hay un villancico inglés, muy popular entre los anglosajones, que se llama "Deck the halls with buck of holly".., o lo que es lo mismo, "Decorad vuestros salones con ramas de acebo". La combinación de colores de esta planta cuando fructifica en pleno invierno (rojo y verde) simboliza la fertilidad, el vigor y los buenos comienzos.

Como Harry, un Señor del Acebo (o Señora, en este caso) lleva la delantera todo lo que emprende, siempre y cuando sea lo apropiado para él o ella, para su destino; tiene personalidad de líder y es muy exigente consigo mismo y con las personas que ama. Se compromete sólo cuando ama de verdad. Una varita de acebo otorga nada menos que capacidad de lucha, poder, autonomía, liderazgo y maestría. ¡No es extraño que Rowling pusiera sus ojos sobre la madera de este árbol tan vistoso, para la varita de Harry!

Dicen que la palabra "acebo" proviene de "acer" y "acerbus", que significa "acre" y "recio", respectivamente... El número asociado a este árbol es el 8, que es un número de triunfo y heroísmo. Es curioso que las personas que se acojen bajo las ramas del acebo suelen ser prudentes, lógicos y prácticos, además de líderes. Ambiciosos, apasionados, saben perfectamente dónde tienen que ir. Tienen una gran resistencia física y gran fuerza de carácter.

La varita mágica de Harry Potter le ayudará a crecer interiormente, y a crecer en la sinceridad. Por eso se dice que los druidas construían sus varitas con ramas de acebo, ya que eran empleadas en los juicios druídicos como mudo testimonio de la presencia de la Verdad. Como el Acebo rige la Mitad Oscura del Año para los celtas, y fructifica ya cerca de la Navidad, el alma colectiva de los británicos redescubrió de esta manera en Jesús, la encarnación del Yo Superior, a su antiguo Rey del Acebo.

El Acebo, que florece en julio, significa lo inmortal. Es un símbolo de lucha y protección, con varita o sin ella. Con el acebo se realizaban talismanes que protegían contra los enemigos. De solsticio a solsticio, las agudas espinas de las hojas del acebo siempre brindan su protección. Se dice que atrae la suerte y la prosperidad, y que protege los negocios... ¡Muy bien dicho!

¡Besotes, buena Semana Santa, descansad!

martes, 19 de abril de 2011

Violeta: las lágrimas de los dioses

Tiene un perfume intenso, pero no es tan fácil de encontrar como yo me creía... La menos llamativa es la silvestre, como éstas de la foto, que perdidas las saqué en algún escondido lugar de la sierra de Guadarrama (Madrid). Pero las salvajes son precisamente las preferidas por la industria farmacéutica.

La violeta común, violeta de olor o violeta dulce (Viola odorata) es una especie nativa de Europa y Asia, aunque también ha sido introducida en toda América. Se trata de una pequeña planta herbácea, sin tallo, con una raíz perenne y carnosa. Las flores son llamativas, olorosas, con un aroma dulce, solitarias, de color violeta oscuro, irregulares y con cinco pétalos, dos de los cuales son erectos. En ocasiones, podemos encontrar ejemplares con las flores absolutamente blancas.

Vive en jardines y, al natural, en bordes de bosques o en clareos... Las flores aparecen muy temprano, anticipando la primavera, y la floración finaliza un mes antes del verano.

Las violetas se han utilizado tradicionalmente en la perfumería y en la fabricación de licores. Las flores son utilizadas en afecciones respiratorias (como resfriados, gripes, bronquitis, faringitis o asma) y en problemas del aparato digestivo (como gastritis o úlcera). En dosis elevadas, sus propiedades son eméticas y ligeramente laxantes.

Dicen que soñar con violetas augura que podemos esperar en la vida ternura y amor. Según otros autores, estas flores simbolizan la espiritualidad religiosa, la purificación, la gentileza, el encanto y la tranquilidad. Se dice que el que sueña con violetas tiene un sentido profundo del ser íntimo, una gran facilidad para comprender a los demás, y una enorme intuición.

A consecuencia de su precoz floración, a las violetas se les han otorgado todo tipo de significadores mágicos y míticos... En Grecia, por ejemplo, se contaba que las violetas habían nacido de la sangre de Atis (el amante de la diosa Cibeles) cuando, en un acto de locura, se autocastró bajo un pino. En la antigua Roma, después de haber creado los dioses el invierno, de un soplo apartaron las nieves y la hierba comenzó a nacer, las aguas de los arrollos a correr, y el sol a salir entre las nubes. Ante este espectáculo, los dioses comenzaron a llorar de éxtasis y alegría, y dichas lágrimas cayeron sobre la tierra, brotando de ellas las violetas, que por eso son también llamadas "lágrimas de los dioses".

En la Edad Media, en el sur de Europa, era costumbre atar la primera violeta encontrada a un alto mástil y bailar a su alrededor para dar la bienvenida a la primavera. En la tradición cristiana también está presente esta flor, que San Bernardo llamó "la flor de la humildad", siendo adoptada como un símbolo más de la Virgen María, como representación suprema de la humildad en la tierra.

En aromaterapia, la esencia de violeta (extraída a partir de las flores frescas) se utiliza para las personas tímidas. Dicen que el espíritu de esta flor es profundamente delicado y sensible. Esta esencia se utiliza para personas que ansían compartir con los demás, pero tienen un profundo temor a sentirse absorbidos por el grupo. Las personas con esta tipología se sienten unidas a los demás interiormente, pero externamente se manifiestan de una manera fría y distante. La esencia ayuda a dejar de enfocar el alma en el miedo a perder el Yo, para pasar a que el Yo pueda fluir hacia los demás, y compartir esa profunda y exquisita sensibilidad, delicadeza y refinamiento que suelen poseer estos individuos.

Algunas recetas a base de violetas son:

- Jarabe para la tos: se hierven unos 100 gramos de flores frescas en un litro de agua unos 15 minutos como máximo. Se deja que repose y tras 12 horas se cuela el líquido, exprimiendo bien las flores, y añadiéndosele dos kilos de azúcar. Se deja reposar dos o tres días, y luego se puede guardar como jarabe. Si hay mucha tos, por ejemplo en niños, la dosis recomendada es una cucharada de jarabe cada dos horas.

- Cataplasma: para aliviar las hinchazones producidas por golpes y contusiones se prepara una cataplasma hecha con hojas de violeta frescas, hervidas en poca agua, para aplicar en caliente sobre la parte dolorida.

- Perfume de violetas: se extraen los pedúnculos (la cabezuela verde) de las flores frescas, y se desecan éstas rápidamente a la sombra. Se echa sobre una plancha de metal caliente, de las de cocinar, un poco de sal fina de mesa que, al secarse, se mezcla con los pétalos florales desmenuzados lo más posible. Todo esto se conserva en un frasco con tapón esmerilado, pero podemos utilizar este preparado para rellenar saquitos de papel o tela, y ponerlos en armarios, baños, entre la ropa, etc.

¡Un besote!

lunes, 18 de abril de 2011

Los colmillos de los lobos

El viernes pasado hablé de víctimas y verdugos, y de cómo no era tan fácil diferenciar quién es quién en ese macabro juego de roles cruzados... Creo que voy a seguir con el mismo tema, incluso profundizándolo desde otro punto de vista.

Hoy, en varios periódicos nacionales saltaba la noticia de que el negocio del "top manta" y sus mafias aledañas da de sí mucho más de lo que nos podemos imaginar. Unos dicen que estas mafias son capaces de enviar a sus países de origen hasta 60.000 euros a la semana (?). Otros, que un vendedor ambulante del "top manta" puede ganar hasta 4000 euros en un mes (?¿?¿).

En fin; Plutón es lo que tiene. Nunca se puede saber con él dónde está la verdad y dónde la mentira así, a simple vista. Porque este planeta (planetoide, dicen) es así: te provoca, te hace saltar los resortes, te punza para que busques en tu interior dónde se encuentra la base de tus creencias y de tu más arraigada ética, a ver si lo soportas, a ver si caes, a ver si te resistes. En cuanto a la noticia en sí, qué queréis que os diga... Los interesados en erradicar este tipo de mafias, porque atentan contra los intereses de su negocio, qué van a decir: en una época de crisis como ésta, un ciudadano puede sentirse agraviado al pensar que un negro del "top manta" puede ganar el doble que él con su trabajo, y de esta manera, retirarse de la compra en el mercado negro. En cuanto a los mismos ilegales, a saber lo que ganan o dejan de ganar. En todo caso, las mafias de la explotación funcionan indiscriminadamente en el mundo entero, y no creo que nadie en su sano juicio y que tenga otro opción trabaje ahí, a menos que sea por pura necesidad.., o por puro vicio, que también hay casos.

Recuerdo que ayer nos íbamos al monte y, a primerísima hora de la mañana, vimos desde el autobús de línea a dos jóvenes con rasgos indios que atravesaban corriendo un paso de cebra. Curioso, porque ambos iban "de uniforme": vestidos con dos gabardinas sucias, remendadas, y unos zapatos a los que les faltaban prácticamente las suelas. Pero lo mejor de todo es que llevaban dos muletas, uno cada una, en la mano derecha. Con ellas parecían impulsarse más y mejor calle arriba, porque la verdad es que corrían como gacelas, los condenados. Ya os podéis imaginar para qué eran las dos muletas, que a saber de dónde habían sacado (en la Seguridad Social te las sirven gratis durante el periodo de tiempo que las necesites).

El engaño está servido. He visto muchos negocios fundados en esto de la espiritualidad y del New Age, y muchísimos más en los últimos tiempos, cuando parece que todo ello está de moda. He visto vender chorradas a precio de escándalo, y completas necedades que no se cree ni el mismo que las ha inventado. He visto corromper los fundamentos más sagrados de la alta metafísica, y desvirtuar el conocimiento para presentarlo con un buen plan de marketing. He visto mezclar al animismo con la magia celta, al cristianismo con el espiritismo, a las churras con las merinas de la forma más práctica y descarada del mundo. Pero, ¿qué se le puede pedir al que vive de esto? Los ingresos son mayores cuanto más se vende, y hay que vender lo que sea al precio que sea.., aunque sea una semilla de garbanzo que supuestamente cura las fiebres y atrae la buena fortuna.

Pero es que los clientes de estos sitios, y los del "top manta", y los de todo negocio, en general, también se las traen... Yo he tenido gente en mi agenda que se cree que una vive para estar pendiente de lo que ellos quieran contarte, en cualquier momento y a cualquier hora. Peña que queda contigo cerrando una cita para una sesión de reiki, y no se presenta, o te la tira por tierra con cualquier excusa, pretexto o mentira, diciéndote que "ya te avisé" aunque sea flagrantemente falso, e importándole una mierda tus propios problemas de transporte, de alquiler de salas, o de lo que sea. Da la terrible sensación de que cada cual va a su propio asunto, sin preocuparse del resto. Hay gente que te pide un ritual "para que mi suegra se muera".., o que pretende disponer de tu tiempo pagándote la mitad, o exprimiéndote hasta la extenuación. Luego están los "amigos", que claro, como son del círculo íntimo, intentan que les concedas tu trabajo, tu tiempo y tu esfuerzo de forma gratuita. En fin: hay para todos los gustos, como en botica.

Una forera del grupo de trabajo en el hilo lunar de astro.com, Augusta, me lo dijo muy clarito el otro día: "este tipo de personajes que comentas sí que están pululando por todos lados, y qué decir cuando se encuentran en círculos cercanos como hermanas, sobrinas, etc". Y es cierto: es muy difícil, jodidamente difícil de conseguir que los más cercanos admitan que están intentando abusar de ti. Es casi imposible hacerles conscientes de que en realidad, no están mirando por tí, sino por sus propios intereses. Cuidadito con eso: ojo, porque la cosa es complicada. Te pueden acusar casi de todo lo habido y por haber: cualquier cosa, menos reconocer que, en realidad, no están haciendo las cosas como deben, y que miran únicamente por sí mismos, hasta llegar al colmo del egoísmo más puro.

Socialmente es lo mismo: como digo, el engaño está servido. No todo el que parece una víctima lo es. No todo el que parece encontrarse débil, o en mala situación personal, lo está realmente. Hay mucha, muchísima gente que juega el retorcido rol del "pobre de mí", cuando en realidad lo que hace es aprovecharse de tu energía (en diversas formas); chuparte la sangre, e impedir que cumplas tu destino: aquello por lo que has venido aquí a luchar y a aprender, en esta bendita nueva encarnación. Así que ojito, amigos: a los chupópteros no se les nota porque emiten ciertos fluidos "estupidizantes" que vierten en nuestra sangre, en nuestro sistema emocional, en nuestro mismo corazón. Los vampiros emocionales tienen ojos de cordero y colmillos de lobo. Mucho cuidadito con aquellos en quienes ponéis vuestra confianza, porque quizá pueden, en cuanto les digáis una vez "no", traicionaros de la peor manera posible. ¡Plutón dixit!

viernes, 15 de abril de 2011

Víctimas y verdugos

Vinieron de improviso para enseñarme.., cuando ni ellos mismos eran conscientes de que lo hacían.

Vinieron desde la profunda oscuridad del Ser, para indicarme que ya era hora de dejar de lado mi complejo de víctima.


Me mostraron cómo se fabrica un buen complejo de víctima; me pusieron ojos de carnero degollado; dijeron que yo tenía muy mala leche, y que era dura y cortante como el filo de una espada.


Me quisieron volver del revés como a un guante; no reconocieron sus propios intereses, y se aplicaron en obviar indiscriminadamente los míos.


Me convirtieron en el verdugo, en la mala del cuento, en la madrastra de la peli siniestra para niños asustadizos; trataron de mostrarme de qué sutiles maneras puede un ser humano intentar abusar de otro, de llevarle peligrosamente a su terreno, incluso inconscientemente; se vistieron con las ropas de un ángel, autoconvencidos de que eran ángeles; se engalanaron con las galas de un demonio, autoconvencidos de que eran demonios; se pusieron tristes porque me resistí a sus enredos, consciente, interiormente, de que mi corazón se sentía preso, y de que nunca jamás mi corazón podrá estar preso: de nada ni de nadie.


Se pusieron muchos nombres, ensayaron muchas caras... Yo al principio pensé que eran mis amigos; luego, creí que eran mis enemigos. Después de mucho vagar por las regiones más oscuras del más profundo infierno, me di cuenta de que no eran ni una cosa ni la otra: simples aliados del juego mortal que es la vida, peones de una obra de teatro en la que nadie gana, ni nadie pierde. Verdugos y víctimas dependiendo del caso, depediendo de la época, desempeñando sus papeles a lo largo de horas, días, semanas, años, siglos, milenios... Siempre cercanos y siempre lejanos, apareciendo y desapareciendo como un río que se sumerge repentinamente por debajo de la tierra dura. Almas compañeras, errantes estrellas que gozan de diferentes grados de conciencia y evolución, pero que están obligados a cumplir su papel, según las elecciones que llevan a cabo en cada instante.


Se dolieron por mi aparente frialdad; se quejaron de mi incomprensible alejamiento; se cabrearon por mis maneras cortantes, duras; fingieron creer que me sentía superior, que me creía la reina del mundo; adujeron que era inmadura, o que era frígida; me llamaron desconsiderada, insensible, desvergonzada, desagradecida, artera o cobarde.


... Pero no se preocuparon de hacerle frente, sincera, honestamente, a su propio corazón.


Víctimas, verdugos... Las dos caras de una misma moneda. No hay, NO LOS HAY, sobre esta tierra. Los que se creen víctimas son verdugos del otro, y proyectan su ira, su rabia, su ansia de poder y dominio, su incapacidad para ponerse en el lugar del prójimo, su oculta soberbia, sus intereses sublunares, sus deseos profundos insatisfechos, en el objeto de su fijación.


Los que se creen verdugos son víctimas de un complejo de culpa indefinido, de una tímida conciencia de inferioridad que es falsa, de un trauma escondido muy profundamente entre los recovecos de su inconsciente, de una sumisión más que probable a las lágrimas falsas y a las falsas esperanzas. Los que se creen verdugos, porque les han dicho que lo son, probablemente más que nadie son víctimas, ahora, de los afanes de sus supuestas víctimas...


Verdugos, víctimas... Las dos caras de una misma moneda. Representando indistintamente el mismo papel, intercambiado, dependiendo de las circustancias y de lo que haya que aprender en cada caso.


Cuidado, porque no hay inocentes. Es mentira. No nacemos inocentes, ni somos inocentes, ni permaneceremos inocentes porque la auténtica inocencia no reside bajo la piel de este extraño mundo en tres dimensiones. Nadie nos engaña: somos nosotros mismos los que deseamos ser engañados. Nadie nos condena: somos nosotros mismos los que nos condenamos, porque antes hemos condenado al prójimo. Y así seguimos, en este juego letal de víctimas y verdugos falsos, intentando autoconvencernos de lo pobrecitos que somos, de lo desgraciaditos que somos, de lo golpeaditos y humilladitos y abandonaditos que somos, pero sin ser conscientes del daño, del afán de dominio, de la dominación profunda que ejercemos (que tratamos de ejercer) sobre los demás. Y sobre todo, fundamentalmente, sin querer hacer lo que marca la Ley. ¡Sin hacer lo que sabemos perfectamente que hay que hacer, porque eso es lo que cuesta!


Esta pantera que se maneja bien en la oscuridad no se deja engañar tan fácilmente...


Gracias a todos aquellos "demás" que me enseñaron el truco artero de los verdugos falsos y de las falsas víctimas... Sobre todo a Piscis, el gran maestro de esa puñetera mentira descarada que es la inocencia.

jueves, 14 de abril de 2011

Las Tablas de la Ley

"Prosperidad, fortaleza, triunfo... La Fuerza de Dios está contigo. Ocúpate de utilizarla para la protección de los débiles, para construir el refugio de los lastimados. Armoniza tus pensamientos y tus potencias, y sé magnánimo con tus hermanos, como Dios lo es contigo".

Ángel número 43 de la Cábala, Veuliah

----------------------------

Ayer estuve visitando, porque pasaba por allí, la conocidísima iglesia del Cristo de Medinaceli, en Madrid. En las paredes, unas pinturas murales de brillantes y vivos colores, de estilo bizantino, mostraban diversas escenas relacionadas con pasajes de la Biblia. Me llamó poderosamente la atención, en particular, un enorme, gigantesco seraphim que, arriba y a la izquierda, desplegaba con potencia sus seis alas, a la manera del de la foto, como si se hubiera convertido en un guardián intemporal de todos los que asistieran a dicho templo.

Casi instantáneamente, me acordé del ángel número 43 de la Cábala, cuya máxima he puesto, más o menos, al principio de todo. Es una energía que afirma que todos nuestros actos buenos pesan muchísimo más que los malos, y por lo tanto, es considerado como un ángel de perdón. Veuliah preside la paz y ejerce influencia sobre la propiedad de imperios siempre legales (por ejemplo, sobre las grandes organizaciones, siempre y cuando sean todo lo "limpias" que pueda esperarse de ellas). Se le llama "Prosperidad" y "Rey Dominador". Este ángel, perteneciente al Coro de las Virtudes, otorga la victoria sobre el "enemigo" (que siempre acaba siendo uno mismo); la liberación de las dependencias malsanas; la fuerza para apuntalar todo lo que se tambalea en nuestra vida; y una poderosa protección a todos los niveles.

Casi uniendo una cosa con otra, curiosamente allí, paseando dentro de la iglesia (que a mi, personalmente, no me parece un lugar amenazador ni de coña; debe ser que en otra vida he sido fraile), me acordé de los famosos 10 Mandamientos, lo que en mi época llamaban aún los catequistas Las Tablas de la Ley. Será a lo mejor porque venía de entrevistarme con abogados, quién sabe, pero empecé a darle vueltas al asunto, y a pensar que qué tendrán que ver las churras con las merinas; es decir, que la Iglesia habrá hecho sus más y sus menos, como todo el mundo en esta bendita tierra, pero que eso no es óbice para no darse cuenta de que una gran mayoría de sus preceptos siguen (o más bien, deberían seguir) aún vigentes.

A saber, los Diez Mandamientos por ejemplo, que por si alguien lo ha olvidado, se resumen en dos (amarás a Dios sobre todas las cosas, y al prójimo como a ti mismo).., cosa que me parece de una ética y además, de una lógica impecable. Desgloso aquí los Mandamientos tradicionales:

1- Amarás a Dios sobre todas las cosas.
2- No tomarás el nombre de Dios en vano.
3- Santificarás las fiestas.
4- Honrarás a tu padre y a tu madre.
5- No matarás.
6- No cometerás actos impuros.
7- No robarás.
8- No dirás falso testimonio ni mentirás.
9- No consentirás pensamientos ni deseos impuros (yo más bien digo "no cometerás adulterio").
10- No codiciarás los bienes ajenos.

Ustedes pueden pensar lo que quieran, que para eso son libres.., pero a mi, personalmente, este decálogo de conducta (porque es lo que es) me parece de una autoridad moral similar o superior incluso al enunciado por Mikao Usui en sus cinco leyes de la ética Reiki.

¿Cuáles serían los mandamientos que vosotros habéis vulnerado? ¿Os dáis cuenta, los recordáis?
Yo sí. Uno por uno y perfectamente. Debe ser la sentencia de Plutón retrógrado ;-)

Hay una Ley que prevalece por encima de las leyes de los hombres... Hay una Ley que todos sabemos cuál es, al margen de credos, religiones, formas, apostasías, rollos macabeos y plutonazos varios. Hay una Ley que nos permite saber qué es correcto y qué no, qué es justo y qué no, qué está alineado con la Voluntad, y qué no.

... Y el que no quiera darse cuenta es porque no desea saberlo, reconocerlo y admitirlo en su propia persona, y se busca excusas varias para marear la perdiz o sacar los pies del tiesto.

Sugiero que se lean estos Diez Mandamientos con atención, con la mente lo más abierta posible... Con el espíritu lo más claro y racional, lo más permeable a nuestra propia condición humana. ¿Hay algo en ellos, en estas Tablas de la Ley, que resuenen dentro de vosotros con furia serafínica?

En fin.., espero que no me castiguen los Hados, y me vuelvan a poner por decimotercera vez en la TV esta próxima Semana Santa, la de Moisés liberando al pueblo elegido.., que me pueden dar las cincuentra y siete cosas, todas ellas juntas XDDDD.

¡Besotes, serafines y serafinas varios!

P.D: a los que estéis en Madrid, os sugiero visitar la talla de Jesús de Medinaceli, "el de la Sentencia", en la iglesia del mismo nombre... Se trata una talla sevillana preciosa, que será seguramente apreciada por todos aquellos que gusten del arte.., credos y religiosidad aparte ya, que en eso no me meto.

martes, 12 de abril de 2011

España de perros

Éste cuadro es el famoso "Perro semihundido" de Francisco de Goya; y el texto que lo acompaña, un artículo (éste sí, de verdad, lo juro) de Pérez Reverte.., que habla de mi generación.

En fin: en esta España hija de perra que devora a sus hijos (como ese otro demoledor cuadro, el "Saturno", también de Goya), creo que ya se ha acabado la hora de las palabras bonitas, y ha llegado la de llamar a cada cosa por su nombre.

¡Besotes!

P.D.: gracias a ti, pedazo de periodista (tú sí, y no los de "esas tertulias") por gritar las verdades en nuestro nombre, y por llamar imbéciles a los que verdaderamente se lo merecen (cabritos, más bien, diría yo...).

P.D.: gracias, Fernando, por llamar al pan, pan...

-------------------------------------------------------------------------------------------------

LOS QUE NO SALEN EN LA FOTO.
XLSemanal - 11/4/2011


"También están ellos. Y ellas, como diría algún ministro imbécil. Los que no fueron a buscar nuevos campos de batalla para sus empresas. La pobre y maltrecha infantería que no es fiel sino a sí misma; y eso sólo cuando puede. Los mercenarios en busca de un amo que les dé de comer, sea quien sea: cualquiera que asegure dos mil euros al mes y un futuro a corto o medio plazo. Los que no se van con ademán heroico sino por la puerta pequeña, discretamente, dejando atrás a padres, madres y novios que los echan de menos. Alejándose para mucho tiempo de la gente querida, a la que, muy de vez en cuando, visitan en vacaciones cada vez más cortas, sabiendo que no podrán estar con ellos cuando vayan al hospital, o mueran; y a los que, si alguien avisa con tiempo, quizá lleguen a acompañar en su entierro. Aunque también puede ocurrir que haya suerte, y los padres, o el perro que acompañó su vida durante diez o doce años, esperen a morirse cuando están en casa, de vacaciones.

Se llaman María, Noemí, Héctor, Manolo. Tienen cerca de cuarenta años, se fueron de España hace tres o cuatro, y no salen en los dominicales de los diarios: en esos patéticos reportajes dedicados a convencernos de lo orgullosos que debemos sentirnos de que el mundo esté salpicado de jóvenes españoles que se buscan la vida fuera. A su edad no son tan fotogénicos. No lucen posando con bata de laboratorio en Oslo, con gorro de cocinero en Berlín, con camiseta de baloncesto en Nueva York. Ni siquiera valen para la foto en EPS o XLSemanal de camarero guapo y veinteañero que friega platos, sólo de momento, en un local de moda de Londres o Nueva York; entre otras cosas porque ni son veinteañeros ni guapos, y cuando friegan platos o sirven mesas, a su edad, puede ser para toda la vida. Son seres vencidos sin segunda oportunidad, que saben lo seguirán siendo, sin remisión. Sin otro anhelo que no ir a peor. No ir a menos.

Por ahí afuera andan, a miles. Su generación ni siquiera es la de los aeropuertos, el ordenador portátil y el hotel barato, a la caza de mercados aunque sean modestos. La suya es la del billete de ida, de las hipotecas imposibles de pagar. La generación engañada por el espejismo y la irresponsabilidad de quienes pudieron hacer un país culto, trabajador y decente, y no lo hicieron. De quienes, respaldados en las urnas por ilusiones y sueños de futuro, tenían la obligación de encauzar esto y no supieron, o les importó una mierda; y ahora siguen ahí, impasibles, cobrando el sueldo del partido, trincando los favores hechos a compadres. Sin que nadie les diga fue por tu culpa, cabrón. Sin que nadie, al cruzárselos cuando salen del restaurante de lujo o de dar conferencias, con esa cara de cerdos que les han puesto los años, la pasta, el estatus y el coche con chófer que nunca perdieron, les parta la cara.

Sus víctimas se fueron, eso es todo. Sin hacer ruido, como digo. Fueron cuarenta en clase del instituto y doscientos en el aula de la facultad, y todo para conseguir un título universitario que a nadie importa un carajo. Que nadie les dijo que no sacaran. Los sentenciaron a la cola del paro y les preguntaron mil veces, cuando eran mujeres, si estaban embarazadas o tenían hijos, en grotescos simulacros de entrevistas de trabajo. Por su edad les habría correspondido agachar la cabeza, aceptar mil euros al mes, cerrar la boca, poner el culo -o el coño- y desangrarse con la hipoteca del piso y las letras del coche, como todo cristo. Tragar y sobrevivir once meses soñando con el duodécimo de vacaciones baratas en Cancún. Se trataba de eso, o de tener el coraje, la desesperación, de organizarse con sus iguales para incendiar esta España de mierda. Para conseguir, al menos, que los culpables tuviesen miedo o lo pagasen caro. Pero eso resulta más fácil escribirlo que hacerlo; así que optaron por lo razonable: largarse de aquí. Alejarse, sacudiendo de los zapatos el polvo de este paraje ingrato, envidioso y miserable, históricamente enfermo. De esta ruin madrastra y sus turbios, desvergonzados, impunes secuaces. Por eso están fuera, y no volverán si pueden evitarlo. Hicieron lo más difícil, que fue saltar al vacío, echarse el macuto al hombro, internarse en territorio hostil, desconocido. Se buscaron la vida lo mejor que supieron, y así sobreviven, comen caliente, rehacen como pueden sus maltrechas vidas. Ni siquiera pretenden ya reconciliarse con esta triste España que los echó a patadas. Si van a morirse lejos, tan solos como viven, por ellos puede pudrirse esta mala perra".

lunes, 11 de abril de 2011

Plutón retrógrado: "Touching the void"

Estaba yo pensando qué me iba a deparar la retrogradación de Plutón, que es un planeta (planetoide, que dicen algunos) que me afecta bastante... Pues señor, señor, que la cosa no ha sido tan tremenda como yo me planteaba. Se trata de su última acometida, antes de que se largue con viento fresco a hacer su curro a otros lares más propicios.., que a mi ya me ha puesto la cabeza del revés, y estoy hasta las mismísimas de aguantarle durante casi 5 años.

En fin: a mi lo que me ha traído la retrogradación del enano es una bonita toma de conciencia. Toma de conciencia sana, ¿eh?.., sobre lo que requiere mi vida en estos momentos, sobre lo que verdaderamente quiero, y sobre lo que quieren los demás. Resulta que yo respeto sobremanera los deseos de los demás.., pero nunca me había preocupado de desarrollar los propios. Menuda tontería, ¿eh? Pues como se lo cuento, oigan.

El caso es que ayer vi por fin una fabulosa película que, a la manera de un documental, describe pormenorizadamente un suceso real, durante una escalada a no sé qué puñetero pico del Perú. Se trata de dos tipos de 21 y 25 años, que se meten en un berengenal de tres pares de demonios. Es una escalada en hielo, efectivamente, pero en un infierno helado más bien. Ambos integrantes de la cordada las pasan canutas, hasta que durante el descenso, sucede el accidente. Uno de los dos se parte una pierna, y en estas condiciones, y a seis mil metros de altitud, la supervivencia de ambos queda preocupantemente comprometida.

El amigo sano decide intentar bajarle, hasta que desgraciadamente, otro accidente precipita a su compañero de la pierna fastidiada hasta el vacío, dejándolo colgado fuera de su vista y de su oído. En tales circustancias, el hombre aguanta lo que puede hasta que, viendo en peligro su propia supervivencia, decide cortar la cuerda del compañero, que cae en una sima de glaciar cuyo aspecto podéis ver aproximadamente en esa fotografía tan mala.

A partir de ahí, la peli-documental se convierte en una angustia viva. Es un descenso plutoniano a los infiernos por parte de los dos supervivientes. El que ha cortado la cuerda se debate en un marasmo de intensas dudas sobre si hizo bien, en un maremágnum de horribles sentimientos de culpa, e incluso le cuesta arrancar y alejarse del lugar del suceso durante unos días.., y afortunadamente, eso resulta vital para el otro montañero: el de la pierna jodida. Porque lo de ése, sí que no tiene nombre. Me río yo del otro tipo que tuvo que cortarse un brazo, una pierna o no sé qué, para salir de la roca que lo aprisionaba. Lo de éste es casi peor, por más largo, por más intenso, por más cruel y despiadado, si cabe.

Primero, el tío se sumerge en una desesperación espantosa, cuando se encuentra atrapado, con una pierna rota, colgando de una cornisa que va a dar a una sima sin fondo, y sabiendo que su compañero ha cortado la cuerda, y posiblemente ya haya bajado al campo-base. Posteriormente, el colega tiene que luchar contra su propio miedo a la muerte, al tomar la decisión de bajar aún más por la sima, ya que no puede subirla con una pierna rota. Al final encuentra un agujero para salir, y entonces viene la segunda parte: el agónico descenso por la espalda del glaciar, y posteriormente, por una pedrera infernal por la que apenas puede caminar sobre su pata sana. Las escenas son sobrecogedoras, ponen los pelos del punta.

El hombre sólo cuenta con su propia voluntad para poder sobrevivir. Sin comida, sin agua, después de cuatro días de un dolor insoportable en la pierna rota, solo en mitad de la nada, sin gafas, con las manos medio congeladas, no comprendo cómo este individuo pudo finalmente sobrevivir, sino es a consecuencia de un milagro.., una especie de premio a su voluntad de hierro, porque el colega lo que no hace, es detenerse nunca.

Así es: el ejemplo más claro y bestia que yo haya visto de esa máxima que recetan en los libros de auto-ayuda, y que consiste en "vivir el presente". El protagonista dice que en todo momento piensa que se va a morir sin remedio, pero que aún así se concentra en cubrir distancias cortas, de unos 20 minutos cada vez, y ésos son los pequeños retos que se impone; nada más. Pero gracias a eso, consigue ir recorriendo, arrastrándose o a la pata coja, increíblemente y contra todo pronóstico, la distancia que le separa del campo-base, donde ni tan siquiera sabe si siguen sus compañeros esperándole.

La película acaba con el tipo sumido en una especie de estado de conciencia alterado por la deshidratación, el hambre, el agotamiento y el trauma de la pierna rota. Oyendo voces, tirado por el suelo, delirante, haciéndose sus propias necesidades encima, llorando, riendo y balbuceando cosas inconexas; según sus propias palabra, sometido a un estado en el que ya no eres nada, en el que has perdido cuanto posees, en el que no sabes de dignidad ni de egos. ¡Precisamente lo que hace Plutón, desposeyéndote de todo para que seas capaz de hacer, en definitiva, una criba y desechar sin culpabilidad lo que te sobra!

En fin, el desenlace no puede ser más plutoniano: el tío acaba cayendo en el sumidero de las aguas fecales del campo-base, y ahí ya pierde casi del todo el conocimiento y la voluntad, desplomándose al borde de la muerte. Pero en ese momento es donde le encuentra precisamente el colega, el que cortó la cuerda, que iba a marcharse de aquel páramo infernal al día siguiente. Y sorpresivamente, como ya dije, en contra de todo pronóstico, ambos salen con vida y bien de aquel espantoso viaje a los Infiernos, "Tocando el Vacío".

Moraleja: aunque me deje la piel, los dientes, y hasta las uñas, no voy a cejar en lo que quiero, en lo que anhelo conseguir, en lo que considero que debo hacer. No hace falta llegar mañana, ni siquiera pasado mañana, pero sé que llegaré: tan sólo, únicamente, si me lo propongo con fuerza ;-) Esa es la diligencia que me trae Plutón retrógrado.., y cuidadito con los deseos de los demás, que son eso, primordialmente: sus propios deseos. ¡Y poco o nada tienen que ver con los míos!

¡Besotes!

viernes, 8 de abril de 2011

¿Sois idiotas?

Como hoy es viernes, y teóricamente los viernes es un día que debe ser para mí pacífico y suavecito, pero no puedo callarme un ápice sobre la situación que estamos viviendo, y la que está por venir, os remito a las palabras de Pérez Reverte, que teóricamente, estará más legitimado que yo para decir estas cosas...

¡A ver si a él le escucháis! Porque de lo que hagamos ahora depende no sólo nuestro futuro.., sino el de vuestros hijos, ésos que ahora estáis teniendo y que los pobrecitos tienen tan pocos, pocos años...

¡Buen fin de semana, amig@s!
----------------------------------------------------------------------------------------------------------
"Hay un problema laboral del colectivo de controladores aéreos que afecta al 1,2% de la población española (600.000 personas) y casi todos saltáis como energúmenos pidiendo hasta el linchamiento de ese colectivo cuando el día anterior hacen otra reforma del sistema laboral más restrictiva, quitan los 420 euros de ayuda a 688.000 parados que están en la ruina y anuncian cambios drásticos a peor en la ley de pensiones que afectan al 80% de la población y nadie se indigna ni dice nada. ¿Sois idiotas?

Estáis pidiendo a gritos al Gobierno que se apliquen medidas que quitan el derecho a la baja laboral, a los permisos retribuidos y a las horas sindicales, sacar militares a la calle ¿sois idiotas?

Estáis leyendo que mintieron en los vuelos de la CIA, en el caso Couso, que González era la X del GAL, que gente del PP cobraba de la trama Gürtel, que hay políticos que cobran más de 230.000 euros al año, pero que nos cuestan más de 3 millones de euros, que la corrupción en la política no es excepción, sino norma, que ellos mismos se adjudican el derecho a cobrar la jubilación máxima con pocos años en las Cortes y a nosotros nos piden 40 de cotización, banqueros que consiguen del gobierno medidas duras contra los trabajadores y que tenían que estar en la cárcel por delitos demostrados de fraude fiscal y no decís nada, os quitan dinero para dárselo a esa gente que cobra cientos de miles de euros año, especula con nuestro dinero, defrauda a Hacienda y seguís callados ¿sois idiotas?

Tenéis una monarquía que se ha enriquecido en los últimos años, que apoya a los poderosos, a EEUU, a Marruecos y a todo lo que huela a poder o dinero, hereditaria como en la Edad Media ¿sois idiotas?

En Inglaterra o Francia o Italia o en Grecia o en otros países los trabajadores y los jóvenes se manifiestan hasta violentamente para defenderse de esas manipulaciones mientras en España no se mueve casi nadie ¿sois idiotas?

Consentís la censura en los medios de comunicación, la ley de partidos, la manipulación judicial, la tortura, la militarización de trabajadores sólo porque de momento no os afecta a vosotros ¿sois idiotas?

Sabéis quién es toda la gentuza de las revistas del corazón, futbolistas supermillonarios pero jamás escucháis a nadie como Saramago o Chomsky u otros mil intelectuales veraces y comprometidos con vuestros problemas ¿sois idiotas?

Si mucha gente responde sí, aún nos queda un poco de esperanza de conseguir acabar con la manipulación de los políticos y poderosos. Si la mayoría contesta no, entonces estamos jodidos
".

jueves, 7 de abril de 2011

Meditación con el arcano de La Sacerdotisa

Dentro del curso de acercamiento al Tarot que imparto, hay una de las cartas, dentro de los Arcanos Mayores, que me gusta especialmente: es la Sacerdotisa. Supongo que cada tarotista en el mundo tiene una carta del Tarot que es su preferida.., en mi caso tengo dos: la Sacerdotisa y la Estrella.

¿Y qué significa La Sacerdotisa, que en muchos sitios llaman La Papisa? Pues es relativamente fácil de contar, sin meternos en muchas profundidades, aunque podríamos hacerlo, claro. Bajo mi punto de vista, La Sacerdotisa representa plenamente el arquetipo de la diosa Isis, la del Velo. Esta diosa tiene mucho que ver con el conocimiento oculto y la sabiduría interior, con la intuición que nos habla desde las profundidades de nuestro Ser, con el poder femenino y la pureza.

En Filé, cerca del delta del Nilo, en Egipto, existía un gran complejo de templos que fueron enriquecidos y embellecidos durante los periodos ptolemaico y romano en este país, y dedicados al culto a la diosa Isis que, gracias a ellos, se propagó por todo el Mediterráneo... Sólo fue prohibido dicho culto en el 535 d.C, por obra y gracia del emperador Justiniano. Actualmente, el conjunto de templos (que tuvo que ser trasladado piedra por piedra, debido a la construcción de la presa de Asuán) ha sido declarado como Patrimonio de la Humanidad. En estas edificaciones se veneraba a Isis, oculta entre los velos que no debían ser "des-velados" por los profanos, sino por los iniciados tan sólo... La diosa residía en el interior del santa sanctorum, entre columnas blancas y negras que simbolizaban la dualidad de la existencia. En el Tarot se la representa así, sentada en su trono como una Sacerdotisa, llevando en la mano el Libro de la Vida.

Simbólicamente, La Sacerdotisa representa la percepción de un potencial escondido que aún no hemos materializado. La diosa Isis era para estas gentes la Gran Maga. Su importancia en el panteón egipcio era enorme, puesto que se trataba de uno de los principales dioses primigenios. Además, su posición como esposa de Osiris la dotaba aún de más relevancia, si cabe. En la sala hipóstila, una de las más sagradas del templo de Filé, aún pueden observarse imágenes astrológicas en el techo, con las diferentes horas del Sol simbolizadas por distintas barcas que recorren el firmamento. El culto egipcio siempre estuvo muy relacionado con los movimientos del sol, la luna y los astros por el cielo.

Isis, La Sacerdotisa, protectora por excelencia de la Humanidad, guardiana (Custodia) de los secretos de la Vida y de la Muerte, maestra del conocimiento inconsciente del Cosmos.., ¿qué puede aportarnos a nosotros, en nuestra vida cotidiana? Se me ocurre que podemos llevar a cabo esta meditación, que me ha recomendado un amigo muy estimado, y que es algo así como lo que sigue ;-):

- Nos ponemos cómodos, cerramos los ojos e imaginamos que nos subimos en una barca que nos llevará al Delta del Nilo. Podemos visualizar cómo recorremos con lentitud las tranquilas aguas que desembocan en el mar. Ahora podemos imaginar que la barca se aproxima a la orilla y que nos aproximamos al templo de Isis, en Filé, para encontrarnos con la Gran Diosa.

- Entramos en el templo, en el que recorremos salas y salas llenas de columnas blancas y negras. Allí paseamos entre ellas intentando conectar con nuestra Gran Maga interior que se esconde bajo el velo del misterio.

- Visualizamos entonces la figura de la diosa Isis que está dentro del templo, como una estatua, y entonces podemos formularla las preguntas de exploración: ¿es cierto que yo soy una emanación de Dios? ¿Llevo en mi interior una chispa divina? ¿Utilizo bien mi potencial espiritual en la vida material?

- Podemos observar el rostro amado de Isis y esperar sus respuestas. Es conveniente grabarlas bien en la memoria como la palabra de los dioses. Por último, da las gracias con reverencia por sus palabras y consejos, y retírate con actitud de respeto. Podemos ahora regresar a la orilla del río, donde la barca nos está esperando, y volver a nuestro hogar, volviendo a tomar conciencia de nuestro cuerpo.

Es probable que Isis pueda haberte mostrado en esta meditación algo de tu vida, analizado tu recorrido espiritual, o hecho alguna revelación. Puedes anotar las conclusiones en un diario, y la próxima vez que quieras acceder a un nivel espiritual, recurrir a ella como arquetipo de trabajo. Cierra los ojos e invoca el templo de columnas blancas y negras, dejando que tu espíritu se una al universo infinito, y compartiendo con la Gran Sacerdotisa tu dimensión espiritual...

¡Besotes!

miércoles, 6 de abril de 2011

El té: un aliado para nuestra salud

La hora del té es, para muchas personas en todo el planeta, un balneario para el alma, el momento de dejar atrás las preocupaciones o el trabajo, de disolver el estrés y de dejar que los sentidos se despierten... Para preparar una buena taza de té es fundamental no tener prisa. Hay que tomarse el tiempo que sea necesario en la preparación para que el té llegue a saber delicioso.

Si os pasa como a mi, que hasta hace bien poco os liáis con los diferentes tipos de té y sus propiedades, aquí os voy a hacer un pequeño resumen:

- TÉ VERDE: es un té no fermentado, más suave que otros tipos... Sus polifenoles son potentes antioxidantes, y su consumo frena el envejecimiento celular y el avance de algunas enfermedades degenerativas. Recientes estudios refuerzan su potencial en la prevención de algunos tipos de cáncer (por su contenido en taninos y catequinas, que protegen nuestras células), especialmente el té verde japonés. Acción diurética, brocodilatadora y astringente. Regula el nivel de la insulina en sangre, por ello es óptimo para la lucha contra la diabetes y la obesidad. Es cardioprotector y combate la hipertensión. Protege contra la arterioesclerosis y los accidentes vasculares cerebrales, y fortalece el sistema inmunitario, además de ser antigripal y prevenir las caries dentales. Sus catequinas son antibacterianas.

- TÉ BLANCO: el té blanco es un té no fermentado secado al sol. Para elaborarlo se recogen los brotes de primavera, antes de que se abran, momento en el que toda la energía y los nutrientes de la planta se concentran allí. Comparte las propiedades del té verde, y además es el que contiene más polifenoles; es el antioxidante más potente que se conoce. Ayuda a aumentar nuestras defensas, lucha contra los radicales libres, el antienvejecimiento celular y de la piel (es el té de la belleza y la juventud). Además, y como todos los tés, combate la fatiga física e intelectual. Aumenta la capacidad de concentración y memoria, y apenas tiene teína, por lo que es recomendado para la gente más nerviosa.

- TÉ OOLONG: Es un té semifermentado y desecado. Su complicado proceso de elaboración le da una enorme gama de fragancias, sabores y colores en la infusión. Es el té más digestivo. Su alto contenido en polifenoles y taninos lo hacen cardioprotector, y una ayuda para la prevención de distintos tipos de cáncer. Tiene la mitad de teína que el té negro, es reconfortante y estimulante.

- TÉ NEGRO: el té negro ha sufrido un proceso completo de fermentación. Su contenido en polifenoles le confiere altas propiedades aromáticas y un sabor fuerte, característico y tonificante. Contiene antioxidantes, es astringente y un diurético suave. Su contenido en flavonoides ayuda a la relajación de los vasos sanguíneos. Tiene propiedades cardioprotectoras. Al contener flúor y teoflavinas, ayuda a prevenir la caries. Es el té que contiene más teína. Aumenta nuestra energía, nos despeja, reconforta y tonifica.

Bueno.., espero que con esto ya os hayáis hecho una idea más o menos aproximada.., otro día hablaré sobre distintas infusiones, y el famoso Té Rooibos. ¡Un besote!

martes, 5 de abril de 2011

La Chacón y el voto femenino

Ésta de la foto, que por cierto me recuerda a alguien que conozco y que no me hace mucha gracia (ojo, que eso no me va a hacer ser más o menos objetiva en mi comentario) es Carmen ("Carma", según sus compatriotas catalanes) Chacón. Ahora que los "barones" (¿o es "varones"?; no sé, ayer lo oí por la radio y no me queda claro.., no sabía que todavía andábamos en la Edad Media) del PSOE han defenestrado a "Bambi" para ver si consiguen seguir otros cuantos pocos años en el machito, esta señora (o señorita, o lo que sea, que pal caso es lo mismo) se impone como uno de los dos candidatos favoritos para las próximas elecciones generales en España.

A mi que la rubia sea presidente o presidenta del Gobierno me da igual, francamente... Y esto es porque todos los políticos en general, de uno u otro signo, ya me van dando bastante igual, dejémoslo claro desde el principio. No creo en ellos: no confío ni en ellos ni en sus ideologías. Me pasa como con los curas de todas las religiones habidas y por haber en el mundo mundial. Para mí, el que tiene el poder va a usarlo en su propio beneficio, indefectiblemente.., e indefectiblemente le van a importar dos carajos y medio los problemas de los demás.

Bueno: eso es una constante en el género humano, parece ser; es una característica básica de nuestra propia naturaleza de la que bien pocos pueden escapar. Pongo un ejemplo: ahora que estoy en el paro obligadamente y no por elección personal (bueno, lo de "en el paro" es relativo, porque yo nunca paro), a mi lo que me interesa, por encima de prácticamente ninguna otra consideración, es encontrar un buen puesto de trabajo.., y todo lo demás queda en segundo plano hasta que consiga esto, por el momento. Pero es que, si yo (en un arranque de desesperación aguda, que no me va a dar ni por carácter, ni por conocimiento, ni por voluntad), decido pedirle a algún amigo que me mire las cartas (tengo muuuuchos amigos tarotistas, y ya se sabe, en casa del herrero cuchillo de palo, o lo que es lo mismo, echarme las cartas a mi misma comúnmente no sirve de mucho), seguramente que me voy a encontrar primero con cienmil doscientas chorradas de otro tipo en mi correo electrónico antes que la solución a mi petición personal.., chorradas que, obviamente, sólo son del interés del que las cuenta, y a mi que me den dos duros, que el desempleo es mi problema.

... Pues si esto es con los amigos, imagínense con los políticos, y me parece de necios, de idealistas utópicos, o de desinformados, pretenderles mejor disposición a los segundos que a los primeros. Dicho esto, también tengo que decir que desconozco el "karma" de "Carma", porque no he levantado su carta astral al ignorar su hora de nacimiento, pero sí que he hallado, buceando por la Red, este enlace, en el que se explica más o menos pormenorizadamente cuáles son las influencias astrales que la "gobiernan" (al estilo tropicalista, por supuesto, el cual no me cansaré de repetir que me da menos crédito que el sideralista).

A mi, que la señora Carma le encante a nuestros amigos catalanes, me la refanfinfla; podría decir mucho y poco grato sobre ese tema, por tanto no voy a desarrollarlo hoy aquí. Que Carma sea Acuario, tampoco me impone, porque conozco a varios de ese signo que es como para echarlos de comer aparte (y eso que confirmo que me llevo bastante bien con la gran mayoría de los otros). Pero lo que sí me toca, me cabrea y me indigna, es el por qué de que la utilicen para intentar ganar las elecciones (bueno, de momento solamente lo están valorando, están "tocando la tecla" a ver por dónde respira la opinión pública). Y es que una de las principales razones (aparte de que no esté "manchada" por faisanes, Gales y otros cuentos) para elegir a Carmen Chacón como candidata sería que es mujer, y triunfadora, y de una edad en que a muchas nos puede "resonar" por dentro. ¡Pero qué modernos que somos, los españolitos: una mujer Presidente (o Presidenta, ya no sé) del Gobierno, en Iberia!

¿Pues saben qué les digo? Que yo no quiero a la Carma ni a su karma de Presidenta del Gobierno, oigan. Esto es como cuando uno es un perdedor, un frustrado, un pobre diablo en su vida personal, en su profesión o en su intimidad, y un buen día se siente el Rey del Mundo (Di Caprio dixit) porque La Roja ha ganado el Mundial.

¡Pamplinas! Me he tirado 6 años y cuatro meses (que parece una condena) ganando el sueldo de un auxiliar administrativo con formación de licenciada y sin una sola puñetera subida de sueldo porque los empresarios de este país (muchos, muchísimos de ellos) son unos verdaderos impresentables.., al igual que los políticos que no cumplen las leyes, al igual que los funcionarios que se las saltan a la torera, al igual que los banqueros (que para ellos no hay leyes), al igual que los sindicatos que son unos cobardes y unos vendidos... Así pues, con mi voto por ser mujer, de la misma edad que la Chacón, y de la misma o parecida formación cultural, que no cuenten estos señores del PSOE.., ni ellos, ni los del signo contrario. Y es que es demasiado Peso-¿eh? para los que no somos estúpidos (porque hemos estudiado, no gracias a ellos, sino a nuestros padres y a nosotros); porque tenemos inteligencia, porque no van a poder engañarnos con vuestras pamplinas (a menos que nos hagan una lobotomía, claro). Quiero recordar a mis lectores que en España, durante el régimen franquista, sólo podían votar los padres de familia, en sufragios parciales, y que tan sólo en 1977, cinco años después de que yo naciera, fue cuando se reintrodujo el sufragio universal. Siempre el voto y la consideración social de las mujeres ha sido minusvalorada y menospreciada, y doy fe por mi propia experiencia que hoy, en los albores del siglo XXI, en un país del "Primer Mundo" como España, en una ciudad principal como es Madrid, para una periodista con poco miedo y muy poca vergüenza, sigue siendo así de jodida la cosa de tener la necesidad de currar y la mala suerte de dar con una caterva de impresentables, como digo, y de inútiles, por otra parte.

Así que no, no: no me sentiría triunfadora porque la señora Carmen pase a ser Presidenta, ¡se sentirá ella, no yo!; y por lo tanto, no tengo por qué apoyar ni su proyecto de vida, ni el de su partido.., que con el mío propio y luchar por él, ya tengo suficiente. Lo que yo reivindico es igualdad de sueldos para el mismo puesto en mujeres y en hombres; control estricto en el cumplimiento de las leyes laborales por parte de los empresarios; flexibilidad de horarios; rapidez en los juicios por causa de despido improcedentes; protección del menor y de la familia sin demagogias y teniendo claro que tener hijos es una elección, una satisfacción, una alegría.., y una bendición para el país, porque si no, las pensiones y todo lo demás del mañana nos las van a pagar los chinos, que habrá que importarlos como antes hicimos con los inmigrantes de otros lugares del planeta (¿verdad, señores empresarios dignísimos y maravillosos de la cosa constructiva en esta maldita Iberia Sumergida, que diría Bunbury?).

Por si alguien quiere informarse más y mejor de lo que realmente ha llevado a cabo esta caterva de impresentables que se hacen llamar políticos, banqueros, empresarios, intelectuales, sindicalistas, y otros fantasmones de pacotilla, con nosotros durante al menos los últimos diez años, pueden pulsar aquí, a ver si el "loco" Santiago Niño Becerro (de loco le tildaron hace 5 años, cuando se puso a despotricar alertando de la que se nos venía encima) es capaz de hacer un poco de luz en sus confundidos cerebros. Todas las mujeres deberían cobrar de acuerdo a su nivel de estudios, formación, experiencia y puesto. Que Carmen Chacón sea o no presidenta, ¿va a cambiar eso en estos días inciertos de "escasez" y "crisis" autocreada? No os dejéis engañar...

Y por cierto, por si a alguno se le ocurre la feliz tontería, EN MI PUÑETERA VIDA HE SIDO NI SERÉ DE DERECHAS. Mi nivel económico no me lo permite XDDD. Así me pongo yo el parche antes de que aparezca la herida, ¿estamos?

¡Feliz Carma para todas y todos, amiguitos! ;-)

lunes, 4 de abril de 2011

El Aguador y el 18

Durante muchos años, me he dado cuenta de que había gran cantidad de cosas en mi vida que giraban en torno al número 18.... Cuando fui consciente de este particular, empecé a rechazarlo, porque lo asociaba con el arcano número 18 del tarot, La Luna, que es un arcano que nunca me gustó.

¿Y por qué no me gustaba La Luna, pobrecita ella? Pues muy sencillo: porque la asociaba con algo que no tiene luz propia, que brilla gracias al Sol; con algo engañoso, ilusorio, repleto de falsas esperanzas, sin una base realista.


Más adelante, comprendí que el arcano de La Luna también otorga una alta emotividad, una empatía envidiable para comprender los problemas y el punto de vista de los demás. Que presta a sus servidores altas dosis de magnetismo, intuición y receptividad. Que es capaz de hablar con tu inconsciente en base a la imaginación, los sueños y las premoniciones.


Pero esto fue mucho después: tras trabajar largamente, durante varios años, con la serie de meditaciones lunares con las que sigo trabajando, porque me parece una de las técnicas más impresionantes que he llevado a cabo nunca, y que debo a Nuria, Roser, Acuario46 y todo el pléyade de "selenitas" del foro de astrología astro.com ;-)


Sin embargo anoche, y quizá por el influjo de la misma luna, que ayer estaba nueva, alcancé un paso más en mi comprensión sobre los asuntos relativos al bendito (por decirlo de alguna manera) número 18... Quizá porque la conjunción solilunar de ayer se encontraba también conjunta a Mercurio retrógrado (que siempre revisa las cosas una y mil veces).., o tal vez porque en la misma casa de la lunación se encontraba Urano, Marte y Lilith.., y eso siempre tiene que dar lugar a revelaciones :-D ¡Por no hablar de que la misma lunación estaba en oposición a mi Urano natal!


El caso es que me acordé de que la Cábala funciona en base a Senderos, que son como las experiencias que las almas deben vivir para pasar de un estado de conciencia a otro (eso, muy a grandes rasgos, claro). Así que, pensando en el Sendero Número 18, empecé a ver las cosas de otro modo, muy distinto.


Resulta que en el Sendero 18 de la Cábala, toda la energía acumulada en el Pilar de la Sabiduría del Árbol de la Vida desciende hasta Venus y, posteriormente, se concentra en.., ¡la Luna! La Luna, en este caso, es la estructura sobre la que se concentrará toda esta energía en camino, antes de transmitirse al mundo material de la forma, Malkut.


Este Sendero, junto con el del número 20, constituye el límite entre lo astral y lo material, entre consciente e inconsciente ;-)


Para comprender del todo bien este Sendero, sin embargo, hay que explicar que se corresponde con la letra hebrea Tsade, que significa anzuelo, y.., ¡con el signo astrológico de Acuario!


Las exclamaciones son porque yo tengo a la Luna, en astrología convencional, en cuadratura al regente mismo de Acuario (el Aguador), Urano, que reposa sobre mi Ascendente.., y porque en astrología védica, la tengo conjunta a Raju, que en muchas ocasiones se reviste también de algunas de las características de Urano.., aunque en su faceta quizá más violenta.


El Aguador suele representarse como un hombre que derrama un ánfora llena de agua, es decir, vertiendo el agua del Conocimiento para saciar la sed del mundo... Su símbolo son, como sabéis, dos líneas onduladas, cuya separación unas veces se interpreta como independencia e individualidad, y otras veces como el límite entre el consciente y el inconsciente.


Esto permite comprender el antagonismo de estas dos realidades: por un lado el anzuelo, que en en el fondo es un lazo que une, contra la independencia y ruptura de Acuario; y con ello, además, se comprende la necesidad de dominar este aspecto negativo que puede provocar disociaciones de la personalidad, mediante la intuición certera de Urano, el regente del Aguador, como he dicho, que es el único que puede permitir lograr el sentido ascendente de este Sendero.


¡Muchas gracias a todos, un besote!

viernes, 1 de abril de 2011

La anciana, el escéptico y Dios

Bueno: antes de ponerme a escribir, cosa que no tenía ni idea de cuándo iba a suceder, tengo que deciros el por qué de ésta tan larga ausencia.

Sin meterme en demasiados pormenores, lo que sucede es que el pasado día 11 de marzo, me comunicaron en mi empresa que me despedían.., cosa que por cierto, ya venía esperando desde hacía largo tiempo.


Esto, que dicho así puede sonar más o menos catastrófico, no es un drama desde ningún punto de vista. Largo, laaargo tiempo llevaba mi alma pugnando por abandonar un lugar que ya no le correspondía, y al fin ha sucedido.


Todo lo que tengo que hacer a partir de ahora es nuevo para mí. Estaba cansada, haaarta de una situación que debía cambiar, y ahora.., la verdad es que ahora me encuentro francamente muchísimo mejor :-D


Me fui de vacaciones a esquiar una semana (la empresa me obligaba), y esta semana he estado llevando a cabo todo tipo de trámites legales y papeleos por el estilo. Nuevamente estoy luchando con alegría por todo aquello en lo que creí alguna vez. Atrás queda el aburrimiento, la decepción y, peor aún, el alejamiento de mi sagrado proyecto vital. No culpo a nadie de cómo se ha ido desarrollando este proceso, pero ahora tengo que poner los medios para evolucionar en la dirección que más me convenga en este sentido.


En un periodo cómo el que estamos viviendo de crisis económica profunda, donde mucha, muchísima gente está en la misma circustancia que yo, donde familias enteras las están "pasando canutas", y donde caemos una y otra vez bajo las redes del desamparo y de la ignorancia de unos políticos corruptos quizá, y unos banqueros quizá delincuentes, quiero deciros que no flaqueéis; que no perdáis la esperanza; que la vida está en vuestras manos a pesar de lo que todos os quieran decir; y que no decaigáis en la lucha constante por perseguir vuestros sueños.


Buenos días.., ¡y buena suerte! :-D

-------------------------------------------------------------------------------------------------

Este cuentecillo corto es cortesía de mi buena amiga Leire, que me lo pasó ayer al correo.


"Había un hombre llamado Juan. Un día me dijo que cargaba consigo y mantenía en secreto una pesada carga, por un error que había cometido cuando tenía 21 años. A nadie nunca se lo había compartido, pero sus amigos más cercanos sabían que se había arrepentido. Aún así, él llevaba el gran peso de la falta de perdón a sí mismo. Su carga era pesada y vivía su falta, aunque en muchas ocasiones se había enfrentado con las enseñanzas bíblicas sobre el perdón, el arrepentimiento y la libertad que eso nos trae. Él lo sabía, pero esa verdad no le era suficiente.


Una mujer anciana que él conocía compartía con los feligreses en su iglesia sobre algunas visiones donde Dios le hablaba directamente a ella. Algunos escépticos de sus declaraciones le solicitaron pruebas: pruebas para desacreditarla, para quitarle la razón, e incluso para hacerle caer en el ridículo; entre ellos estaba Juan, que le pidió lo siguiente: - La próxima vez que usted le hable a Dios, podría preguntarle, cuál fue el error que yo cometí hace años...

- La anciana le dijo que con gusto lo haría.

Pasados los días, la anciana se encontró con Juan, y éste le preguntó:

- ¿La visitó Dios estos días pasados?

Ella le dijo que sí.

- ¿Y usted le preguntó qué error había cometido yo? - Sí- le dijo ella. - ¿Y qué le contestó Dios?

Ella le respondió:


- Me dijo que no lo recordaba".