Coaching transpersonal


Cursos de reiki, registros akáshicos, tarot y astrología kármica.

Cartas astrales, lecturas de tarot, lecturas de Registros Akáshicos, regresiones, maestra terapeuta reiki.


shandromeda@yahoo.es
Twitter: @Shandromeda27
Facebook: www.facebook.com/luzdeandromeda72

lunes, 12 de abril de 2010

Furia de Titanes


Hace muchos, muchos años, tantos que se pierden en las profundidades y los abismos de mi extraña memoria selectiva, mis padres me llevaron a ver una película al hace poco desaparecido cine de mi barrio... Esa película dejó una honda impresión en mi. Se titulaba "Furia de Titanes", y cuando la vi, algo se me removió dentro. Sí, no puedo negar que desde muy pequeña he estado sumamente interesada en todo lo que tiene que ver con los mitos y las religiones antiguas. "Furia de Titanes" me fascinó, a pesar de sus efectos especiales "de andar por casa" y de la inocencia de sus contenidos.

Desde luego que el gran Ray Harryhausen, en su época, llevó a cabo una pequeña obra maestra... Esta película vio la luz en medio de toda la vorágine desatada por "Star Wars", justo después de "El Imperio Contraataca". Ésa sí que fue una edad mítica para los amantes del cine (y nunca mejor dicho).., pero sobre todo porque todos éramos mucho, mucho, mucho más inocentes. Y eso es importante: eso cuenta.

¿Consigue la nueva "Furia de Titanes" la identificación nostálgica con la antigua? Pues no del todo. Ayer fui a verla en 3D (no había visto ninguna, ni siquiera la famosa "Avatar", en este formato) y tengo que reconocer que me gustó, y bastante. Aunque también hay que reconocer que tampoco es como para que te dé un orgasmo cósmico, desde luego. Volveré a repetir con la "Alicia" de Tim Burton, a ver si me convence más. Disfruté sobremanera con los vuelos de Pegaso perseguido por las Arpías entre los tentáculos del Kraken; también con las evoluciones de los héroes clásicos en la terrible guarida de Medusa; y con los escenerios de Argos, incluido el doradísimo e increíblemente orientalizante salón del trono. Pero como digo: nada del otro barrio. En ningún momento, ni siquiera con los escorpiones gigantes, pegué un bote en el asiento (y eso que soy muy dada a hacerlo). ¿Entonces? ¿Serán mis ojos?

Me temo que sí, pero los del alma. Aunque la película se sostiene y resuelve bien, algunos anacronismos y cosas raras aparte (como el barco cuasi buque-de-guerra del padre postizo del protagonista, que para ser un pobrecito pescador, hay que ver la nave que se gasta), no le llega a la original ni a la altura del zapato (de la sandalia, en este caso)... En fin: diversión, entretenimiento, pasar un buen rato, ver héroes, mitos y leyendas ancianas (que a una le encantan).., pero poco más ;-)

Ya no es la misma sociedad de entonces, de esa época... Ahora todo se consume y deshecha a una velocidad de espanto, de vértigo. También es verdad que dicen que "Avatar" está hecha para 3D, y "Furia de Titanes" no, por lo que el resultado es mucho menos espectacular. No sé, no sé. Como digo, veremos a ver la próxima, "Alicia", de ese otro genio que es Tim Burton... "Furia de Titanes" nació en 1981, un buen año donde los haya :-). La nueva surge en 2010, año caótico, medio extraño, imbuído por una especie de calma tensa, y sorprendentemente agresivo.

Vamos: que ni siquiera lo "bueno" (pal que le guste) que está el protagonista (que por cierto, es el mismo de "Avatar", Sam Worthington), la salva... Yo prefiero a Liam Neeson, francamente (debe ser por mi edad, juro que no porque haga de Zeus, jajajaja).

Por cierto: Andrómeda y su madre la reina Casiopeia son de la ciudad de Jopa.., no de Argos ;-)

Besotes!

6 comentarios:

Prometeo dijo...

La "verdadera" historia de furia de titanes.

Como puedes ver, ni de lejos, se insinúa ninguna "rebelión" contra los dioses:

http://es.wikipedia.org/wiki/Perseo

El pueblo griego era profundamente religioso. Su religión estaba intimamente ligada a su forma de organización política y social y rebelarse contra los dioses, en último término suponía rebelarse contra las bases de su sociedad.

Por eso, en su mitología, cualquiera que se rebelase contra los dioses era terriblemente castigado por ello.

Para muestra un botón. Mi nick; Prometeo, es el mito "civilizador" de los griegos, es quien roba el fuego a Zeus para regalarselo a los hombres, y es castigado por ello. Encadenado a una roca un águila devora cada día su hígado, que se regenera por las noches, y así por toda la eternidad.

En la peli el Heroe es admirable porque peléa por unos "ideales" que consideramos justos o, en otros casos, "caritativos". En realidad el heroe "caritativo", es un invento promovido por la Iglesia católica durante la edad media. En la mitología griega los heroes son admirables simplemente porque realizan proezas dignas de admiración, sin necesidad de ninguna justificación moral. Como ejemplo Hercules, el "mas heroe" de los heroes; Es venerado por su fuerza, sin tener en cuenta que con ella se dedica a arrasar pueblos enteros o que llega incluso a matar a sus propios hijos.

En fin, pues eso...

Andrómeda72 dijo...

¿Era un águila, o un buitre el que le devoraba el hígado a Prometeo?

¡Que no es lo mismo ni de lejos!

XXDDD

Anónimo dijo...

Fuese como fuese águila o buitre aparte como saben ellos que el hígado es la única bis-cera que se regenera sola, puedes cortar mas de la mitad de el que vuelve a nacer.............
aun no la eh visto pero tengo ganas.......... también soy un enamorado de los mitos y leyendas antiguas,,,,,,,,,,,

y creo que es un águila,,,,,,,,,, lo del buitre debe ser para hacerlo mas tétrico

toni

Andrómeda72 dijo...

Jajaja, pues ahora que lo dices, el águila es cosa de Zeus, así que como castigo de Zeus, supongo que sería más bien el aguilucho que el carroñero ;-)

prometeo dijo...

Ya tu sabes... De noche, todas las rapaces son pardas, jajaja...

Pero bueno, acudiendo a santa wiki:

"Tras vengarse así de la humanidad, Zeus se vengó también de Prometeo e hizo que le llevaran al Cáucaso, donde fue encadenado por Hefesto con la ayuda de Bía y Cratos. Zeus envió un águila (hija de los monstruos Tifón y Equidna) para que se comiera el hígado de Prometeo. Siendo éste inmortal, su hígado volvía a crecerle cada noche, y el águila volvía a comérselo cada día. Este castigo había de durar para siempre, pero Heracles pasó por el lugar de cautiverio de Prometeo de camino al jardín de las Hespérides y le liberó disparando una flecha al águila. Esta vez no le importó a Zeus que Prometeo evitase de nuevo su castigo, al proporcionar la liberación más gloria a Heracles, quien era hijo de Zeus. Prometeo fue así liberado, aunque debía llevar con él un anillo unido a un trozo de la roca a la que fue encadenado."

Anónimo dijo...

Pues anda que a mi, que me han dicho ayer que tengo el hígado más grande de lo normal.., jajaja, será por aquello de tener que tomar más quina que el resto.

¡A ver si me voy a tener que llamar a partir de ahora "Prometea"!

Andrómeda.