Coaching transpersonal


Cursos de reiki, registros akáshicos, tarot y astrología kármica.

Cartas astrales, lecturas de tarot, lecturas de Registros Akáshicos, regresiones, maestra terapeuta reiki.


shandromeda@yahoo.es
Twitter: @Shandromeda27
Facebook: www.facebook.com/luzdeandromeda72

jueves, 28 de mayo de 2009

Viaje iniciático por la Inglaterra del Rey Arturo II

Continúo como ayer con la segunda parte del artículo de Rosa Natalia publicado en la revista "Verdemente"... A propósito, al magnífico cuadro de la ilustración, del cual sólo aparece un pequeño fragmento, ya que es de gran formato, tuve ocasión de verlo hace un mes escaso en el Museo del Prado de Madrid. Se llama "El sueño del rey Arturo en Avalon", y su autor es Edward Coley Burne-Jones. Esta obra está llena de claves, tanto que el lienzo se concibe, pese a estar incompleto, como un verdadero summum artúrico.

El cuadro representa la siguiente escena: Avalon es esa isla maravillosa de la tradición celta, hasta donde Morgana lleva, para redimirse, a su hermano (y amante) Arturo, herido de muerte en la batalla contra sir Modred (hijo de ambos hermanos), para que permanezca en un plácido sueño mientras que no pueda regresar al mundo de los vivos. Otras dos misteriosas damas le ayudan: la Reina de las Tempestades del Norte, y la Reina de los Páramos, que en el cuadro se ocultan.

Las hadas representadas en el cuadro no son más que sacerdotisas (no "putas", por Dios), sanadoras, invocadoras de la Diosa, devotas de la Madre Tierra. Según apunta Robert Graves, Morgana no sería más que otro de los rostros de la Dama del Lago, con distinto nombre, y a la vez ambas serían la Gran Diosa primordial. En el subnivel profundo del credo celta, Morgana es contemplada como una diosa invernal de la oscuridad y la muerte, opuesta a Arturo, el Señor del Verano.

Hay que destacar que Avalon, o Ynis Afallach ("La Isla de las Manzanas") ha sido identificada con Glastonbury en Somerset, el supuesto lugar de la tumba de Arturo, al sur de la isla de Gran Bretaña, y del que ya hemos hablado aquí.

Por cierto, ayer se me olvidó decir dos cosas: primero, que Rosa es la autora del libro "UNA ROSA PARA CADA DÍA: 365 mensajes de Luz" (Edit. Corona Boreales), que os recomiendo desde estas páginas; segundo, que precisamente el próximo viernes 29 de mayo, a las 20:15, precisamente dará una conferencia gratuita en el ittie sobre este tema de la Inglaterra del Rey Arturo.., para todos los que queráis y podáis asistir. ¡Me parece muy interesante!
------------------------------------------------------------------------------------------------
"Estamos en un momento donde es tan importante en hombres y mujeres reconocer lo que supone la energía femenina. Las mujeres, porque a lo largo de siglos de vivir en un patriarcado, han anulado su naturaleza femenina para sacar la energía masculina y poder sobrevivir. Los hombres, porque a lo largo de los siglos no se les ha permitido exteriorizar esa energía que les permite conectarse con su sensibilidad, creatividad y su sensualidad.

Éste es un tiempo importante, donde debemos tener la madurez suficiente como para conocer y reconocer que ambas energías son necesarias; hemos de aprender a aceptarlas, a reconocerlas, y después exteriorizarlas en equilibrio perfecto.

Siempre que lo masculino y lo femenino estén en conflicto, la desintegración de ambos es inevitable. Donde lo femenino consigue perderse en la abnegación, la energía masculina se pierde a sí misma en la violencia despiadada, y en la clase de agresión que todos conocemos a través de las guerras que continuamente hemos observado en este planeta.

Glastonbury es un lugar maravilloso que nos vuelve a reconectar con esa energía de equilibrio donde hombres y mujeres adoraban tanto al Sol en su manifestación de lo Divino Masculino, como a la Luna en representación de la energía femenina.

Ir a ese lugar es conectar con los ancestros, es transportarnos de nuevo a la magia de los elementales, a sentir la energía lunar y lo que ella implica, es sentir a la Diosa abrazarnos cuando nos sentamos en el espino blanco, o caminamos por el castillo de Tintagel.

Es conectar con la energía masculina en Stonehenge, conectar con el Sol y la energía de Merlín, sentir su magnitud y su fuerza, y como a cada paso nos están pidiendo que reconectemos con nuestra naturaleza mágica, para que sepamos volver a levantar una realidad, una vida diferente, donde convivamos y compartamos con todos los seres que habitan este planeta Tierra.

Ha llegado el momento donde en lugar de pelearnos con lo que no conocemos, busquemos, indaguemos, conozcamos y disfrutemos de saber que en cada uno de nosotros están esas dos energías maravillosas, que trabajadas con sabiduría nos dan la posibilidad, en primer lugar, de estar en el Amor, de ser cocreadores, de utilizar la magia para hacer cambios en las realidades que con nuestras limitaciones hemos creado.

Saber que nosotros somos El Mago y La Sacerdotisa, que tenemos a nuestro alcance, a través del chakra del corazón, la posibilidad de coger esa naturaleza sagrada que nos convertirá en cocreadores de nuestra vida.

Descubrir que es maravilloso volver a reconectar con nuestra naturaleza niña, que nos permite jugar con las energías, que nos hará disfrutar de cada experiencia que estemos dispuestos a investigar.

Glastonbury te lleva a conectar con la energía de la magia, del niño, de Avalon, ese lugar sagrado donde la Sacerdotisa y el Sacerdote custodian, sabiendo que es el paso para alcanzar la consciencia crística, que no es otra que la del Amor.

Hombres y mujeres tenemos por delante un camino hermoso, siendo complementarios y juntos haciendo que este planeta, por fin, sea un lugar de respeto, tolerancia, equilibrio y paz...

Es tiempo de saber que para que haya paz, primero tenemos que tenerla en nuestro interior. Este trabajo requiere de valentía y coraje para vencer nuestros miedos internos, pero una vez que los vencemos, descubriremos el maravilloso abanico que se abre frente a nosotros, como Avalon levanta sus brumas a los que van con intención pura".

No hay comentarios: