Coaching transpersonal


Cursos de reiki, registros akáshicos, tarot y astrología kármica.

Cartas astrales, lecturas de tarot, lecturas de Registros Akáshicos, regresiones, maestra terapeuta reiki.


shandromeda@yahoo.es
Twitter: @Shandromeda27
Facebook: www.facebook.com/luzdeandromeda72

martes, 16 de septiembre de 2008

Ícaro: ¿nos podrá el orgullo? Parte I

Cito literalmente del periódico gratuito "Metro".., el único que he podido pillar esta mañana en el susodicho transporte público ;-) :

"En sus más de 100 años de historia, el banco de inversión estadounidense Lehman Brothers, la cuarta entidad más importante del país, ha sobrevivido al crack del 29 y a dos guerras mundiales. Sin embargo, ayer se declaró en bancarrota (...) Hasta 200 bancos y entidades financieras de EEUU podrían ir a la quiebra si los precios inmobiliarios no cesan en su caída (...) Para minimizar el golpe en las entidades europeas, el Banco Central Europeo inyectará en la economía 30.000 millones de euros".

No soy bruja, aunque lo parezca. Soy una tía con una buena integración astrológica Sol-Luna, me parece a mí. Eso quiere decir que manejo a partes iguales prácticamente todo el tiempo la intuición y la razón. Eso quiere decir también que aprovecho toda fuente de información que cae en mi mano. La astrología es una más. Llevo tiempo diciendo que esto se acaba. No soy la única. Navegad por Internet: la información está ahí, a disposición de cualquiera que la quiera y pueda leer.

No creo que esto sea el fin. Quiero decir: no pienso que esto sea el Armaggedón, el Juicio Final.., pero eso es sólo una creencia. Porque no tengo datos, no sé nada sobre eso. En el fondo, y a pesar de lo que piensen mis amigos los "racionales" (únicamente manejan la parte racional, quiero decir, porque niegan la validez de la otra), no soy una apocalíptica, sino una jodía rata superviviente. Pero sé lo que está pasando. Es más: sé mucho de lo que va a pasar, hace años que lo sé. Y repito: no soy bruja, ni soy la única.

Ícaro era un tipo admirable... Hijo del arquitecto Dédalo, constructor del laberinto de Creta, fue encarcelado junto con su padre en una torre por el rey de la isla, Minos (el famoso juez de los Infiernos). Dédalo, un individuo inteligente sin duda, consiguió escapar de su prisión, pero no podía abandonar la isla por mar, ya que el rey mantenía una estrecha vigilancia sobre todos los veleros, y no permitía que ninguno navegase sin ser cuidadosamente registrado. Dado que Minos controlaba la tierra y el mar, Dédalo se puso a trabajar para fabricar alas para él y su joven hijo.

Cuando al fin terminó el trabajo, Dédalo batió sus alas y se halló subiendo y suspendido en el aire. Equipó entonces a su hijo de la misma manera, y le enseñó cómo volar. Cuando ambos estuvieron preparados para volar, Dédalo advirtió a Ícaro que no volase demasiado alto, porque el calor del sol derretiría la cera, ni demasiado bajo, porque la espuma del mar mojaría las alas y no podría volar. Entonces padre e hijo despegaron.

Pasaron Samos, Delos y Lebintos, y entonces el muchacho comenzó a ascender como si quisiese llegar al paraíso. El ardiente sol ablandó la cera que mantenía unidas las plumas, y éstas se despegaron. Ícaro agitó sus brazos, pero no quedaban suficientes plumas para sostenerlo en el aire y cayó al mar. Así murió.

Según mi opinión, lo que está pasando en la economía mundial tiene mucho que ver con la leyenda de Ícaro, y por eso saco a colación su historia. Vamos: que nos hemos pasado 3 pueblos, como decimos aquí. La iniquidad del hombre, su oscuridad, su violencia, su afán de poder, riqueza y dominio.., sí, no soy una idealista utópica: ya sé que no son de ahora. El problema es que ahora, la tos de un tipo en Afganistán produce un huracán en Valencia de Alcántara, provincia de Cáceres, España. Por así decir. Por eso me parto el pecho cuando oigo a los de la generación de los 40 decir que a ellos lo que les interesa es sólo lo inmediato. ¡Me parto el pecho!

Bueno: ya les interesará, ya. Veremos a ver cuando los bancos empiecen a dar en quiebra en España. Porque señores, tomen nota de lo que digo: ese momento llegará. Es cuestión de.., ummmmm, a ver que hago una brujería.., cuestión de un año, aproximadamente.

Si Lehman Brothers es cierto que sobrevivió al 29.., a las dos guerras mundiales.., entonces, efectivamente, y como sospecha mucha gente, no empezará el caos por la guerra, sino por la crisis económica, y ésta, según todos los indicios, es de aúpa, aunque esté larvada y no se la vea, aunque los poderes se empeñen en intentar seguir ocultándola. Pero es como intentar ocultar un cáncer. Muchos somos de la opinión de que el próximo agosto, a mediados, será brutal. Me atrevo: claro que me atrevo a dar fechas. ¡Y tanto! Puedo equivocarme, desde luego. Pero intento ser honesta, y no hablar por hablar.

Amo la belleza, la música, el arte.., me gusta comer, me encanta viajar; adoro comprarme libros y ropa bonita como a cualquier mujer.., me seduce meterme en la piscina cuando me apetece o que me hagan un masaje en un Spa, por supuesto. No quiero guerras, ni crisis, ni historias. No quiero muerte, desesperación ni sangre. ¡Quién las quiere! Pero como Ícaro, hemos traspasado nuestro límite. Así lo siento. En una economía global, no se puede seguir tolerando la iniquidad, el tremendo yugo sobre los países del Tercer Mundo. Estas brechas insalvables están pugnando por unirse. Así pues, sólo hay dos formas: o los de abajo suben.., o los de arriba bajan. Esto es lógica de andar por casa.., no brujería.

Falta combustible, falta energía. Los precios están sobrevalorados, los pisos están sobrevalorados: muchos han robado mucho. Muchos se han enriquecido a costa del dolor, de la desesperación. Traficantes de armas, ladrones de ilusiones, empresarios sin escrúpulos, banqueros que sólo manejan números. ¿Y ahora, qué? ¿Quemamos el planeta, como las alas de Ícaro?

Bueno...

Postearé mañana un resumen de mis conclusiones astrológicas que, repito, son las de mucha gente. Profecías mayas, mensajes ocultos, sueños, revelaciones, intuiciones.., el mundo se mueve. El mundo se levanta, y cualquier tonto lo ve (siempre y cuando quiera verlo, claro).

Si vosotros fuérais mis amigos.., si lo fuérais...

Os diría lo mismo que estoy diciendo, ya, a todos aquellos a quien amo: presta atención, y si llega el caso, muévete rápido y con decisión. No mires atrás. Suelta todas las amarras, abandona todo lastre. Sobrevive, ¡sobrevive! Y sobre todo, no dudes.

No mires atrás.

Porque no sé del todo lo que va a pasar.., pero mi alarma interna está pegándome unos chillidos en las orejas que no puedo dejar de advertir que las cosas no se veían venir: venían. De hecho, ya las tenemos encima. Prácticamente, encima. Y por Dios no digo esto para asustar, nooooo: no gano nada con ello. Lo único que pretendo, es que estéis alerta y que os preparéis, de la manera en que cada uno pueda, para afrontar tiempos difíciles. Muy, muy difíciles.
¡Seguiré mañana!

No hay comentarios: